Red Hat anuncia la versión beta de su Enterprise Virtualization 2.2

6 Abr 2010 en Software

Red hat acaba de anunciar la disponibilidad de la versión beta de su próxima plataforma de virtualización. Se trata de Red Hat Enterprise Virtualization (RHEV) 2.2. Su versión anterior se hizo pública en noviembre del año pasado. La suite de soluciones RHEV incluye a un hypervisor KVM y a un producto de administración de servidor virtual.
RHEV soporta ahora hasta 256GB de memoria por máquina virtual en lugar de los 64GB de la versión anterior. En RHEV 2.2, la plataforma soporta administración de la virtualización tanto del servidor, como del desktop.
“La idea es una misma plataforma e instalación para RHEV,” dijo Andy Cathrow, gerente senior de marketing de producto de las soluciones virtuales de Red Hat. “Comprando la suscripción se puede usar la funcionalidad para desktop, servidores o ambos,” agregó.
RHEV 2.2 permite importar y exportar máquinas virtuales con el formato OVF (Open Virtualization Format). OVF es una especificación estándar de la industria que fue desarrollada por varios proveedores incluyendo a VMware, Citrix, HP, IBM y Microsoft. Al adoptar OVF, Red Hat brinda la posibilidad de que sus usuarios muevan máquinas virtuales entre diferentes entornos virtuales. En realidad, en Red Hat esperan que los usuarios migren máquinas de VMware a RHEV aprovechando la creación de imágenes de máquinas virtuales que ofrece OVF.
RHEV 2.2 usará la herramienta denominada V2V, aplicación de conversión de máquinas virtuales. Con V2V, una imagen VMware o Xen se convierte primero a OVF para luego importarla en RHEV 2.2. V2V es open source, al igual que su infraestructura de apoyo, incluyendo al componente “livguestfs,” que es una librería para acceso y manipulación de imágenes de máquinas virtuales, a las que puede abrir off-line y realizarle cambios. Esos cambios pueden ser complejos y estructurales como file systems o manipulación de particiones, incluyendo cambios en archivos, RPM y registros Windows.
El servidor de administración RHEV-M sigue teniendo la limitación de correr sobre servidores Windows. Esa dependencia desaparecerá en la versión 3.0, según Cathrow. “Mientras tanto, hemos portado nuestro código backend a Java y trabajamos en un front-end de puro HTML para que sea accedido desde sistemas Linux o Windows.”
La plataforma de virtualización de Red Hat, con sus pocos seis meses en el mercado, ya ha tenido importantes éxitos como el de su adopción de parte de IBM para sus nuevos servicios cloud.