Procesadores Intel Xeon E7 v2 en los servidores de Dell, HP, Cisco y otros

20 Feb 2014 en Hardware,Servidores

Cisco, Dell y HP, además de otros veinte fabricantes de servidores han ya implementado el nuevo procesador de alto rendimiento de Intel, el Xeon E7 v2. Estos nuevos chips de 22 nanómetros utilizan la arquitectura Ivy Bridge y ofrecen el doble de performance que otros procesadores Xeon. También pueden operar con memorias tres veces mayores y lo mismo aplica a su capacidad de I/O.

 

La misión de estos procesadores está en el campo de los analíticos de datos, BI (Business Intelligence) y computación de alto rendimiento, aplicaciones donde la performance, la estabilidad y el manejo de grandes volúmenes de memoria son factores clave. Este procesador alcanza a disponer de hasta 15 núcleos o cores y hasta 1.5 terabytes de memoria por socket. Su arquitectura cuenta con capacidades de procesamiento in-memory ampliadas.

Según la gente de Intel, 21 OEMs, incluyendo a IBM, Lenovo, Unisys y SGI, ya están en condiciones de ofrecer más de 40 diseños de sistemas basados en los nuevos chips que, antes con el nombre en código Ivytown, se anunciaron el pasado lunes 18 de febrero.

El ingrediente de los fabricantes

HP

Para los fabricantes de servidores no alcanza con adoptar un nuevo chip que se convertirá en un estándar de mercado. Ese chip estará a disposición de varios fabricantes y por eso la diferenciación vendrá de sus capacidades de diseño a ser agregadas. “La innovación pesa,” nos dice Jim Ganthier, VP de marketing del Servers Group de HP. El mismo día del anuncio de Intel, HP presentó su ProLiant DL580 Generation 8, sistema que usa los nuevos procesadores y que será hasta 30 veces más veloz para transacciones gracias a la forma en que explota la capacidad in-memory del chip. Según gente de HP, la capacidad de consolidar servidores en este equipo reduce su costo total de propiedad en un 45% y mediante los recursos HP Advanced Error Recovery y HP Memory Quarantine, propios de HP, se mejora notablemente la confiabilidad del trabajo en memoria y procesador.

Dell

Por su parte, Dell está presentando su PowerEdge R920, un servidor high-end que apunta a cargas de trabajo similares a las del servidor de HP, tales como ERP, bases de datos convencionales e in-memory, virtualización y otros esquemas. Así lo manifestó Brian Payne, director de soluciones de servidores en Dell. El sistema de cuatro sockets y 4U (siete pulgadas) incluye a varias características propias de Dell. Entre ella están Fault Resilient Memory que, combinada con la tecnología Run Sure Technology de Intel, aumenta la confiabilidad y disponibilidad de los servidores. Además, se han integrado los software OpenManage Essentials y Dell AppAssure, junto con iDRAC con Lifecycle Controller, brindando el backup de la configuración del servidor en forma automática y embebida. Esto mejora la continuidad del stack compuesto por el hardware, sistema operativo y aplicaciones.

Este servidor estaría disponible para finales de marzo y podrá tener hasta 6TB de memoria y hasta 24 drives locales de almacenamiento.

Este servidor también soportará Fluid Cache for SAN, la solución de aceleración que aumenta notablemente la capacidad de IOPS (Input/Output Operations).

Cisco

Cisco ha diseñado tres servidores impulsados con Xeon E7 v2 en su línea Unified Computing Systems. Se trata del C460 M4, un sistema en rack con cuatro sockets de 4U que, al igual que todos los servidores UCS, viene con dispositivos como UCS Management y SingleConnect, de tecnología Cisco.

Estos anuncios llegan en un mercado donde las modalidades cloud, mobile y analíticos de big data están en crecimiento. Esto demanda mayor potencia de procesamiento y manejo de capacidad de memoria. Así es que los sistemas Cisco B460 M4 se han diseñado con 6TB de memoria y aprovechan ampliamente las capacidades de procesamiento in-memory de los Xeons.

Otros proveedores

Otros OEMs anunciaron sistemas basados en Xeon E7 v2. Entre ellos tenemos a NEC con su Express5800/A2000 de cuatro sockets, un servidor escalable a nivel empresarial. También están SuperMicro con su X10 SuperServer, también de cuatro sockets y Fujitsu con su familia de servidores high-end PrimeQuest 2000 que llegan a ocho sockets y que, según sus fabricantes, tiene la performance necesaria para sistemas Unix con las eficiencias de costo de x86.

Hacia dónde apunta Intel

En el mundo del high-end todavía dominan procesadores basados en el esquema RISC como la arquitectura Power de IBM o SPARC de Oracle (antes de Sun Microsytems). Es hacia ellos a dónde apunta Intel al plantear su nuevo chip x86 para servidores que operan con grandes cargas de tarea como big data, analíticos, HPC (High Performance Computing) y BI.

Particular atención merece HP, que con su ProLiant DL580 Gen8 está yendo a empresas que actualmente operan grandes cargas de datos con servidores de la competencia e incluso propios. Esas cargas son ERPs, warehouses de datos, OLTP, bases de datos, virtualización y consolidación de servidores.

En medio de todo este movimiento, va creciendo el interrogante sobre el futuro de Intel Itanium, ya que en términos de performance y prestaciones, ha sido igualado, por no decir superado por la línea Xeon, una arquitectura que recibe la mayor inversión en investigación, desarrollo y marketing.