Oracle y Microsoft comienzan a robarle participación en ventas a SAP

31 Jul 2006 en Software

SAP anunció que el crecimiento en sus ventas de licencias será a la mitad de la tasa prevista por los analistas. Días antes, Henning Kagermann, presidente de SAP, reconoció en una entrevista con Financial Times que su compañía había perdido un par de puntos de market share a manos de sus competidores Microsoft y Oracle.
La otra cara de la moneda fue en el evento para partners que Microsoft realizó en Boston en la primer mitad del mes de julio. Allí, Steve Ballmer, CEO de la empresa, agradeció a los resellers por su duro y productivo trabajo durante el trimestre que concluía. El ejecutivo insinuó en forma indirecta que las ventas de Dynamics (el entorno de soluciones de negocio de Microsoft basado en Navision y otras adquisiciones) habían sido positivas.
SAP gozó de una escasa competencia durante el período en que Oracle y Microsoft digerían sus adquisiciones. En el caso de Oracle, la compra de PeopleSoft/J D Edwards y Siebel; en el de Microsoft, Navision y Great Plains. Ahora, esos dos competidores se han reencontrado con la pelota y se acercan al arco de SAP luego de su temporaria distracción de la actividad de venta.
Es que Oracle también mostró resultados positivos en el último trimestre, especialmente en lo que hace a aplicaciones de negocio y existe la percepción de que vuelve a tallar fuerte en ese segmento.
Según Ballmer, de Microsoft, Dynamics AX está preparado para empresas de todo tamaño y en la compañía se habla todo el tiempo de cómo se está migrando funcionalidad que la propia Microsoft tiene sobre SAP R/3 (estándar back office en Microsoft) hacia AX. “AX es de clase empresarial y escala a las necesidades de hasta las mayores compañías,” dijo Ballmer. El discurso marca una diferencia respecto a la confusión que existía hace un par de años.
SAP tuvo a estas dos compañías relativamente alejadas de las trincheras de la venta durante un período en el que sin duda aprovechó para ganar participación. Ahora, tanto Microsoft como Oracle tienen una estrategia coherente de productos y tecnología que ofrecer al mercado.
Si bien un trimestre no es nada en términos de tendencia, todo indica que estos dos competidores ya no van a hacer la vida fácil a SAP.