Nueva solución de Cisco para puestos de trabajo remotos

La cantidad de gente que trabaja para una organización desde un puesto remoto a sus oficinas corporativas, es cada vez mayor. Esa modalidad de trabajo exige una conexión sencilla, segura y capaz de prescindir de los cuidados de un usuario que generalmente no está familiarizado con el soporte a VPNs, por ejemplo.
Cisco creó una solución que ya utilizan más de 12.000 de sus propios empleados en varios países. Esta combinación de servidor, hardware y software ha sido muy exitosa y Cisco comienza a ofrecerla a sus clientes con el rótulo “Cisco Virtual Office” (CVO).
La solución consiste en un router y un teléfono VoIP que se ubican en la oficina remota, mientras que un router de servicios se comunica desde la oficina central. La idea es que los trabajadores distantes tengan una comunicación y sentido de presencia que las tradicionales redes virtuales privadas o VPNs, no pueden ofrecer.
Esta conexión preconfigurada simplifica todo, incluso la seguridad, ya que el usuario final no tiene que configurar nada ni administrar parámetros. CVO es una solución que no requiere de intervención alguna en su instalación.
Al conectar el router en la conexión de banda ancha, automáticamente conecta con Internet. El túnel seguro se establece automáticamente y se descarga la información de configuración, creando un túnel VPN autosustentado. El teléfono IP se conecta y también descarga su configuración, de modo que todos los servicios estén completos.
A diferencia de una VPN típica, la conexión persistente de CVO se basa en el cliente AnyConnect VPN de Cisco, altamente probado.
El router CVO tiene un puerto extra para el tráfico hogareño. La solución crea un túnel separado para que el tráfico ajeno al trabajo tenga su propio acceso y no tenga contacto con la VPN corporativa.
Esto reduce uno de los habituales riesgos del trabajo hogareño o teletrabajo, que es el de contaminar la red empresarial con la actividad de aplicaciones Internet personales.
CVO se basa en productos existentes. Uno es Cisco 800-series Internet Services Router y otro es el teléfono Cisco 7970 IP para el trabajador remoto. Para manejar las conexiones remotas, está el router Cisco 7200-series. El software para la administración de políticas y control de acceso, es nuevo.