Microsoft no logra detener la “era post-PC” con su Windows 8

Win8

 

 

 

 

 

Win8El mundo de las inversiones y los analistas de mercado están atentos a la evolución de Windows 8 y perciben una tendencia que no es precisamente favorable para Microsoft: Tanto consumidores como empresas no están adoptando Windows 8 en la medida que Microsoft lo esperaba o deseaba.
Un analista que goza del respeto de su comunidad profesional destacó esa tendencia. Se trata de Rick Sherlund, del grupo financiero Nomura, quién ha reducido sus previsiones para las ganancias de Microsoft.
Pasemos a repasar lo que evalúan otros medios o fuentes. Tenemos a Fred Donovan de FierceEnterpriseCommunications, quién reportó: “Las empresas no han mostrado mayor interés en Windows 8 hasta el momento, algo que preocupa a Wall Street y que ya ha manifestado el prestigioso analista Rick Sherlund de Nomura Securities. Como resultado de esta situación, ese analista ha reducido sus proyecciones para los ingresos de Microsoft a U$S 79.600 millones para el año fiscal que finaliza el 30 de junio, reduciendo el estimado que antes era de U$S 80.000 millones.”
El columnista de CNET, Jay Greene se hizo también eco de esta posición del analista de Nomura Securities: “Rick Sherlund, de Nomura Securities, uno de los más curtidos y más respetados analistas de Microsoft en Wall Street, cree que Windows 8 está fallando en su objetivo de demorar el avance de la “era Post-PC,” en la que los consumidores optan por smartphones y tablets en lugar de computadoras personales. Greene cita el texto que escribió Sherlund en una nota enviada a inversores: ´La ola sigue desplazando a las ventas de PCs ya que en el segmento consumidores y en los mercados emergentes se prefieren las tablets y smartphones a las PCs y Notebooks basadas en Windows.´ Microsoft ha fallado en su intento de hacer que la marea no baje.”
En el órgano observador del mercado Barron, también se cita la posición de la firma Nomura. “Los usuarios empresariales y los prosumers (profesionales y consumidores), que están más pegados a Office como herramienta de productividad, no se ven apurados para hacer el upgrade a los nuevos dispositivos Windows 8.”
El órgano vecino de Microsoft, The Seattle Times tampoco mostró una posición favorable ante el desarrollo de Windows 8. Su columnista Janet I. Tu señaló que “Lo que ha pasado en realidad es que Sherlund ha reducido su proyección de ventas para PCs y Tablets Windows de un crecimiento del 5% para 2013 a una declinación del 1% para este mismo año. Luego, señala uno de los párrafos de Sherlund a sus analistas: ´Lo torpe de Windows 8 es tratar de atender a la intuitiva facilidad de uso de una tablet con la compatibilidad y características de una PC. Para un consumidor no existe necesidad de todo eso cuando una tablet o smartphone de bajo precio le es suficiente y sólo tiene que aprender fácilmente algunas alternativas de Office para necesidades de consumidores.”

Como en muchos otros órdenes de la actividad competitiva, seguramente existen otras visiones de la estrategia de Microsoft. De hecho, el enfoque de Sherlund parece más bien centrado en las consecuencias de una venta menor a la  esperada, principalmente en términos de su volumen en dólares. Del punto de vista de una estrategia de portfolio, Microsoft puede estar realizando una maniobra de cosecha o de defensa del “negocio existente” sin que eso tenga mucho que ver con lo que ve hacia el futuro como innovación o “nuevo negocio.” Personalmente, no creo que hayan realizado una gran inversión en Windows 8 ni que esperen todo el éxito para este sistema operativo. Es muy probable que las próximas maniobras de Microsoft apunten a conseguir market share en nuevos segmentos y a favorecer la continuidad de uso de sus aplicaciones vía colaboración u otras estrategias. El futuro es simpre la parte difícil de la predicción!