La virtualización del storage acompaña a la de los servidores

1 Mar 2010 en Storage

Como toda nueva tendencia o adaptación de la tecnología a un determinado campo, la virtualización de storage ha mostrado tener sus problemas. Finalmente, comenzaron a aparecer soluciones a esos problemas.
CommVault, por ejemplo, adaptó a su producto de administración de storage, Simpana, a entornos cloud. La compañía describe a su producto como a un “conector a storage cloud para Simpana.” La licencia cuesta unos U$S 900 por terabyte de capacidad manejada. Los usuarios pueden almacenar datos en sus equipos, en nubes privadas o públicas y moverlos de un lado a otro.
En soluciones de virtualización de storage también apareció Virsto, con su Virsto One, una solución de virtualización de storage basada en un hypervisor.
El CEO de Virsto, Mark Davis, nos dice que existen dos vertientes de problemas con la virtualización del storage. Uno es el factor humano. La gente que trabaja en virtualización y consolidación tiene un enfoque desde el servidor, mientras que la gente de storage tiene un punto de vista puramente de almacenamiento de datos.
El segundo problema es el tecnológico que representa el backup de storage una vez que las máquinas virtuales están funcionando. El enfoque más efectivo es aquel que no requiere hacer un backup completo del servidor físico en el que están las máquinas virtuales. La forma más frecuente y sencilla consiste en hacer snapshots de la imagen y backup de la máquina virtual. Aquí el problema es que las máquinas virtuales proliferan sin documentación y van requiriendo, a su vez, storage virtual. Esta situación también genera la demanda de de-duplicación.
Snapshot y deduplicación funcionan bien en entornos tradicionales, pero en uno virtual, la contra es que aparecen problemas de performance, especialmente comparando con el uso de una imagen “dorada” o referencial con factores comunes.
En el caso de Virsto One, su tecnología presenta a todos los elementos como clones sin agregar uso de espacio ni degradar la performance. Esta solución por ahora sólo funciona con Hyper-V de Microsoft. Se ubica en el nivel del hypervisor y se le conecta, ofreciendo interfaz de usuario mediante PowerShell o Windows. Respecto al software y hardware de storage, el enfoque es agnóstico ya que Virsto conversa directamente con Hyper-V.
Otras soluciones son las de Seven 10 Storage, que ve a cloud storage como a la evolución natural del almacenamiento de datos. Seven 10 Storage ha creado conectores para EMC Atmos y para Iron Mountain. Su producto StorFirst EAS es agnóstico respecto al hardware. Su x-drive universal soporta diferentes tipos de hardware.