Intensa competencia en el segmento de almacenamiento

11 Oct 2004 en Storage

Hoy se inició el evento StorageTek Forum 2004 en la ciudad de San Antonio, Texas. Allí, la empresa anfitriona se dispone a comunicar su nueva estrategia y portafolio de soluciones con las que espera perfeccionar su enfoque ILM (Information Lifecycle Management). Su línea de discos V-Series se convertirá en FlexLine V-Series y se enfocará al manejo de información no estructurada. Esta línea se destaca por la utilización de tecnología de virtualización tipo mainframe muy adecuada para aplicaciones muy pesadas como ERPs o CRMs. Los sistemas D-Series y B-Series serán Flexline 200 y 300 Series. Se trata de sistemas modulares y preparados para actividad transaccional intensiva. El nuevo arreglo de discos FLA300 y el subsistema FLX210, se posicionan para una relación costo/efectividad interesante y permiten espejado disk-to-disk para replicación de datos.
En el evento se verá el nuevo FlexLine 600 Series como apliación de la familia BladeStore de StorageTek, que utilizará económicos discos SATA y que puede escalar en incrementos de 500 GB, a partir de los 3 Terabytes. Estará disponible en mediados de 2005.
La virtualización de librerías de cintas utilizando discos con VSM Open (Virtual Storage Manager), es otra de las prioridades de StorageTek que se basa en la arquitectura FlexLine 600 y se realiza mediante una interfaz única que permite compartir recursos de backup y recuperación a través de múltiples servidores y aplicaciones.
A principios de este año, IBM prometió la convergencia entre sus líneas de servidores y storage. Esta semana, anuncia sus nuevos subsistemas de almacenamiento en discos, el DS6000 y el DS8000. El DS8000 incluye tecnología de virtualización similar a la que ya utilizan los servidores IBM con arquitectura Power5. DS6000 y DS8000 apuntan a empresas medianas y grandes, respectivamente y aparecen luego del anuncio de DS3000 y DS4000 el pasado mes de setiembre. DS3000 y DS4000 reemplazan o renombran a la línea FastT.
DS8000 dispone de dos particiones lógicas para procesar aplicaciones de administración o utilidades para backup o administración de datos, tales como SAN Volume Controller y Tivoli Storage Manager. IBM trata así de avanzar en la administración de datos no estructurados y de posicionarse competitivamente frente a EMC e Hitachi.
El mes pasado, Hitachi lanzó su TagmaStore Universal Storage Platform, en la que aparecen interesantes capacidades de virtualización, particionamiento lógico y nuevo software de replicación. La plataforma puede alojar y administrar hasta 32 petabytes (1 petabyte es igual a 1024 terabytes) de datos internos o externos y separar a esos datos en hasta 32 particiones lógicas, de forma parecida a la que un mainframe separa a diferentes sistemas operativos. Para ello, la plataforma dispone de Hitachi Universal Volume Manager, que permite agregar storage a un pool y administrarlo con herramientas basadas en políticas. También está Virtual Partition Manager Softare para la adjudicación de recursos físicos incluyendo a puertos, cache y discos en hasta 32 Virtual Storage Machines.