Instant Messaging avanza, pero preocupa la interoperabilidad

Los sistemas de colaboración basados en el empleo de IM (Instant Messaging) siguen evolucionando y hasta son utilizados por las fuerzas armadas de países como los EE.UU. en sus operaciones de guerra. En la reciente invasión a Iraq, se utilizó el producto MS Chat de Microsoft. Si bien existen sistemas de colaboración más potentes que este, el problema es que no interoperan.
El Departamento de Defensa de los EE.UU., luego de gastar millones en la implementación de estas soluciones, no había conseguido una herramienta con la capacidad punta-a-punta que le hacía falta.
En estos momentos se desarrolla el evento Instant Messaging Planet Conference & Expo, y en ese ambiente se verificó el impulso que está ganando esta tecnología. Al mismo tiempo, se reconoció que el mayor obstáculo para una mayor divulgación en el mundo empresarial y de los negocios sigue estando en los servicios comerciales de Microsoft, AOL y Yahoo! El problema es su incapacidad para funcionar armónicamente e interoperar.
Un funcionario de Microsoft, que previamente trabajó en Lotus, consideró que se trata de un problema de voluntad. Microsoft, por ejemplo, está desarrollando sus aplicaciones IM sobre estándares SIP-SIMPLE (Session Iniciation Protocol- Session Initiation Protocol for Instant Messaging and Presence Leveraging Extensions) , mientas que otros competidores utilizan el framework Jabber/XMPP (plataforma asíncrona de fuente abierta).
Los analistas de la industria consideran que los obstáculos tienen que ver con los modelos de negocio de los proveedores y no con la tecnología. Luego de conseguir grandes masas de usuarios, los proveedores de IM se defienden de los ataques de otros proveedores como los carriers de telefonía.
En las empresas se valora la utilidad de IM como herramienta de colaboración. Al utilizarla organizadamente, se logra un mejor control que cuando los usuarios utilizan sus soluciones personales, algo que de todos modos hacen. Al instalarse corporativamente, la herramienta puede manejarse con mucho más seguridad.
Algunas empresas utilizan ya IM con un retorno de inversión notorio. Por ejemplo en organizaciones con oficinas en diversos países, las que han logrado reducir sus cuentas de telefonía de larga distancia en forma significativa.
La integración de IM con los sistemas telefónicos es otra variante atractiva para las empresas y su creciente capacidad gráfica permite intercambiar y compartir información ágilmente. El uso de video, la compatibilidad ampliada con comunidades IM externas a la empresa, los nuevos productos de consumidores y la actividad de desarrolladores que embeben AOL Instant Messenger en sus aplicaciones, son una muestra de la importancia que alcanzó este recurso en la actualidad y con proyección a los próximos años.