IBM suma herramientas para crear servicios “Cloud Computing”

8 Oct 2008 en Servidores

IBM presenta una mezcla de aplicaciones que funcionan tanto en casa de clientes, como en la nube. De esa manera, espera favorecer a ISVs y sus socios en la creación de servicios para los clientes. Esto representa un nuevo modelo combinando la entrega de esas aplicaciones con nuevo software, servicios y recursos técnicos de IBM.
Según Sean Poulley, VP de IBM a  cargo de servicios de colaboración online, En IBM esperan que la falta de crédito y difícil acceso al capital, sean un problema para las empresas más pequeñas. “Eso llevará al uso de servicios en modo utility porque las empresas evitarán el gasto de capital y se volcarán a las suscripciones,” comenta Poulley.
IBM apunta al diseño, creación y a la entrega de esos servicios cloud al mercado, vendiéndolos como suscripciones. Durante 2009, clientes y socios de IBM podrán consultar a especialistas en 13 centros globales de cloud computing y en 40 Innovation Centers para poder probar aplicaciones que residen en la nube.
IBM centró su trabajo en la colaboración e incluye un beta abierto y gratuito de Bluehouse, un servicio de colaboración y networking social basado en cloud y diseñado para conectar gente de diferentes empresas.
Bluehouse se presentó en enero y es la versión SaaS (Software as a Service) de Lotus Connections. Connections es parte de la renovada plataforma Web 2.0 de IBM y es el software de redes sociales con orientación a ambientes empresariales de IBM.
IBM ha refinado su concepto de workspace (espacio de trabajo) incluyendo conferencia Web y documentos compartidos. A diferencia de otras redes sociales como Linkedin, con Bluehouse el usuario es dueño de los datos. “En cambio la red que nosotros creamos para un cliente no es nuestra, es del cliente. El cliente paga y es dueño de su identidad,” comenta Poulley.
“Confiamos fuertemente en la colaboración y en BlueHouse porque entre un 25 y 30% de lo que vemos como potencial de mercado, gira alrededor de la colaboración. Es el mayor segmento y crece a una tasa altísima,” concluye Poulley.