IBM elabora su estrategia integral para la utilización de discos de estado sólido

4 Sep 2008 en Storage

La compañía ha puesto en marcha un proyecto interno de investigación para la integración del almacenamiento o discos de estado sólido a través de sus líneas de productos y soluciones. Se trata del proyecto QuickSilver y su objetivo es desarrollar infraestructuras de información integradas.
“Para alcanzar los reales beneficios del estado sólido hace falta software, administración y capacidades en los sistemas,” señaló Andy Monshaw, gerente general de la unidad IBM System Storage. Monshaw considera que la capacidad de investigación y desarrollo de IBM, sumada a la amplitud de sus líneas de productos y servicios, son factores clave para alcanzar el potencial de SSD (Solid State Disks).
El reemplazo de los tradicionales discos duros por SSDs representa una mayor velocidad de acceso, más en modo de lectura que de grabación, ya que desaparecen las latencias asociadas con el movimiento mecánico de los primeros. IBM investiga funciones en las que los SSDs puedan agregar mayor valor a los procesos y funcionamiento de los sistemas, tales como su uso en middleware, hardware, sistemas operativos y aplicaciones a través de la infraestructura de servidores y storages.
Los SSDs tienen un precio elevado, lo que ha llevado a su utilización en entornos de HPC (High Performance Computing), menos sensibles a cuestiones de costo. Pero los precios irán cayendo rápidamente, a un 40 ó 50% anual, según los analistas del mercado y eso aumentó el interés de parte de proveedores y usuarios. Sun Microsystems, por ejemplo, proyecta una saturación de SSDs en los sistemas de storage ya en el 2009.
Por el momento, IBM no ha realizado anuncios puntuales respecto a SSD, una tecnología que no le resulta extraña. La gente de la empresa se refiere a SSD como a una tecnología de gran potencial “todavía cara y emergente a la que los desarrolladores tienen que encontrarle todavía el valor real para el negocio de los clientes,” dice el comunicado acerca de la investigación de IBM.
EMC fue el primer proveedor en anunciar integración SSD en su línea Symmetrix y luego en Clariion. Según Charles King, analista de PundIT, IBM se mueve en forma parecida, reconociendo que SSD no es la solución para todo tipo de almacenamiento de datos, pero sí es muy necesaria en HPC. “IBM está haciendo algo inteligente al investigar el potencial de SSD en lugar de simplemente incluirlo en algunos sistemas. Quieren que SSD sea un factor clave en algunas aplicaciones que quieren llevar a un nivel más alto que el actual,” agrega King.