EMC incorpora De-duplicación Primaria en su Celerra Unified Storage

23 Feb 2009 en Storage

EMC anunció la incorporación de de-duplicación primaria de datos en su línea de arregos de almacenamiento de datos unificados (Unified Storage) Celerra.
La línea Celerra, que combina NAS (Network Attached Storage), iSCSI (Internet SCSI) y conectividad Fibre Channel, experimentó un notable crecimiento durante el 2008. Las ventas de Celerra subieron un 40%, superando a sus propios productos SAN (Storage Area Network) como Symmetrix y Clariion.
En un escenario de crisis, EMC espera mantener el crecimiento de su línea Celerra y apuesta a la incorporación de de-duplicación primaria, además de hacerlo a la tecnología SSD (Solid State Drives, basados en memorias flash).
Su competidor, NetApp, fue el primero en llegar al mercado con de-duplicación primaria de almacenamiento de datos, hace dos años. Además, también ofrece soporte a SSD, pero EMC considera que es la primer empresa que ha llegado al mercado con drives flash nativos en sus equipos.
Los nuevos equipos NS-120, NS-480, NS-960 y NS-G8 Gateway, reemplazan a los exitosos modelos NS-20 y NS-40. Su precio (en los EE.UU.), arranca de los U$S 37.720 para una configuración de 1.8TB con capacidades CIFS (Common Internet File System, protocolo de acceso remoto para compartir archivos desde múltiples plataformas) y snapshot. En el nivel más bajo de sus líneas, EMC ofrece el NX4 (U$S 20.375 en USA) y, para llegar a empresas de menor tamaño o necesidad de volumen/funcionalidad, sigue enriqueciendo su línea Iomega. Así nos lo informó Brad Bunce, director de marketing de productos de almacenamiento IP de EMC.
Los nuevos Celerra alcanzan el doble de performance y escalabilidad, además de incluir compresión de datos, retención a nivel de archivos y dispositivos orientados a compliance.
En EMC sostienen que la de-duplicación y compresión de sus equipos reducen la demanda de capacidad del file system a la mitad. Su tecnología de de-duplicación se pone en marcha muy fácilmente y su uso se facilita con políticas automatizadas. Esa tecnología procede de sus líneas Avamar y RecoverPoint, brindando compresión en todos los archivos inactivos para luego remover todos los duplicados en Celerra sin imponer límites en el tamaño del file system o afectando funciones como snapshot.
Según Bunce, esta tecnología formará parte de las líneas Symmetrix y Clariion en el futuro.
Para usuarios de Celerra que implementen ILM (Information Lifecycle Management) basándose en capas de diferentes tipos de almacenamientos, EMC ofrece ahora los discos SATA II, que ahorran un tercio de la energía que utilizan los drives SATA convencionales.
Los sistemas incluyen mayor soporte a VMware, incluyendo a VMware Site Recovery Manager y VMware View.
Los nuevos modelos Celerra escalan hasta 960 drives y pueden tener configuraciones de gran throughput con hasta 32 puertos 10-Gigabit Ethernet NAS y iSCSI. Estarán disponibles a partir de marzo.