El temido BlackWorm/Kamasutra no causó demasiados daños

6 Feb 2006 en Seguridad

El tan anunciado gusano destructor de archivos .doc, .pdf, .xls, .ppt, etc., no causó el daño esperado por los más pesimistas. Los expertos en seguridad detectaron que el gusano CME-24, tal su nombre de clasificación, iba a manifestar su capacidad destructiva el pasado viernes 3 de febrero y todos los días 3 de cada mes en las máquinas infectadas.
Si alguien tiene ese virus, seguramente ya se dio cuenta porque habrá perdido a la mayoría de sus archivos de contenido.
La firma de seguridad LURHQ informó que la cantidad total de usuarios infectados a nivel mundial es aproximada a los 600.000. Por su parte, la firma de seguridad de e-mails, Postini, informó que en el curso de la semana pasada, CME-24 y sus variantes protagonizaron unas 200.000 intercepciones de mensajes al día.
Según la empresa de seguridad F-secure reportó que CME-24 sólo ocupó el tercer lugar en virulencia durante las 24 horas del viernes, con un 13.7% de participación. El segundo lugar lo ocupó el clásico Netsky con un 16% y una variante de Bagle lideró con el 24.8%.
Algunos creen que el daño real causado por CME-24 no puede todavía ser estimado y que, si bien las máquinas infectadas fueron muchas, la difusión de la prensa y la tarea de las empresas de seguridad y software, permitió remover al gusano de una gran cantidad de máquinas.