Acuerdo Microsoft-SUSE Linux de Novell ¿Evolución o amenaza a competidores?

3 Nov 2006 en Software

En un anuncio realmente sorpresivo, Steve Ballmer, CEO de Microsoft y Ron Hovsepian, CEO de Novell, anunciaron en conferencia de prensa un acuerdo que promete cambiar el horizonte de Linux. Esta asociación incluye  temas relativos a la interoperabilidad y patentes. El acuerdo no es con el mundo Linux en general, sino con Novell y su plataforma SUSE Linux.
Los acuerdos tendrán vigencia en principio hasta el 2012 e incluyen un flujo de efectivo de un partner a otro en concepto de patentes y por los frutos del trabajo conjunto en interoperabilidad. Para comenzar, Microsoft comprará 70.000 unidades de SUSE Linux Enterprise Server de Novell.
Las dos empresas crearán un laboratorio de investigación enfocado en la interoperabilidad entre los dos sistemas operativos. Los aspectos clave del acuerdo incluyen a temas como virtualización, administración de entornos virtuales y una suite de interoperabilidad inter-office (Office a OpenOffice.)
El acuerdo no cambia la posición de Microsoft respecto a su competidor Linux. “Seguimos siendo competidores, pero en forma amistosa en donde estemos juntos,” dijo Ballmer. “Yo seguiré impulsando a Windows y Ron seguirá impulsando a su Linux.”
Ballmer ve a Novell como a una especie de representante que le permitirá tratar con la comunidad open source. Según el CEO de Microsoft, su empresa no puede adherir directamente a la comunidad open source debido a problemas de patentes y propiedad intelectual. “No licenciamos nuestra propiedad intelectual a Linux. No existe esa posibilidad,” agregó Ballmer.
Novell y Microsoft han llegado a un acuerdo respecto a patentes en el que Microsoft no reclamará derechos de patentes a usuarios de distribuciones Linux SUSE de Novell. Ballmer incluso elogió a la versión Linux de Novell al expresar que SUSE brinda tranquilidad para el negocio y desde el ángulo de la tecnología. Microsoft tampoco reclamará derechos de patentes a desarrolladores independientes open source y a otros proyectos no comerciales.
“Este acuerdo no incluye a otras formas de Linux fuera de Novell SUSE. Los demás todavía tienen un problema,” dijo/amenazó Ballmer.
Los dos CEOs expresaron que el acuerdo llega a partir de los deseos de los clientes que quieren trabajar tanto con Windows, como con Linux. “La interoperabilidad y el puente IP entre plataformas es un tema importante,” concluyó Ballmer.